Consejos para regenerar alimentos cocinados al vacío

La aparición de las técnicas y máquinas de envasado al vacío, sin duda, supusieron una verdadera revolución para la cocina contemporánea. La cocina al vacío pronto se erigió como una manera cómoda, sencilla y económica de organizar la realización de las recetas, haciendo ganar a los cocineros y equipos de cocina mucho tiempo y, sobre todo, ayudándoles a economizar recursos y materias primas.

Consejos para regenerar alimentos cocinados al vacío

La aparición de las técnicas y máquinas de envasado al vacío, sin duda, supusieron una verdadera revolución para la cocina contemporánea. La cocina al vacío pronto se erigió como una manera cómoda, sencilla y económica de organizar la realización de las recetas, haciendo ganar a los cocineros y equipos de cocina mucho tiempo y, sobre todo, ayudándoles a economizar recursos y materias primas.

El envasado al vacío con bolsas permite almacenar los alimentos durante más tiempo manteniendo la máxima calidad. En un segmento de actividad como el de la cocina profesional, con un alto volumen de producción, este proceso se antoja imprescindible.

Precocinar al vacío los diferentes platos nos sirve para calcular y establecer una mejor sincronía de los tiempos de cocción en platos con diferentes ingredientes. Unido de manera inseparable al envasado al vacío está el proceso de regeneración, pero al proceder a regenerar los alimentos al vacío hay que tener en cuenta tres puntos clave:

Tiempo

La comida enfriada tarda exactamente la misma cantidad de tiempo en conseguir la temperatura ideal en el núcleo al regenerarse que al cocinarse en crudo.

Equilibrio

Hay que tener especial cuidado para no hacer demasiado la comida una vez regenerada. Si no llevamos a cabo una regeneración adecuada podemos convertir un delicioso plato en algo seco y correoso.

Reposo

Antes de servir el plato regenerado hay que dejarlo reposar. Así, conseguimos que el exterior se vaya enfriando ligeramente y que los jugos interiores se espesen, de manera que el alimento conservará completamente su humedad y sabor.

Dominar el proceso de la cocina al vacío y posterior regeneración de alimentos nos ayudará a racionalizar las tareas en nuestra cocina y a economizar recursos y tiempo de gestión. En Distform ponemos a disposición de los usuarios una amplia gama de envasadoras al vacío y regeneradores profesionales totalmente eficaces. No olvidemos que la regeneración es el último eslabón de la cadena de la elaboración de un plato, previo a que se sirva al cliente.

Ejemplo de nuestra apuesta por la aplicación de la más avanzada tecnología a la cocina profesional son nuestros regeneradores Evoline, que permiten regenerar el producto a 140ºC (recomendable para la gran mayoría de alimentos) o a 160°C (más indicado para frituras) para, a continuación, pasar al estado de mantenimiento del alimento, que impide que baje de 65°C para preservar la seguridad alimentaria. Evoline dispone de cámara de cocción higiénica, control de fin de ciclo por tiempo e indicadores digitales de temperatura, humedades y tiempo, además de un panel intuitivo con teclado táctil de fácil manejo.

Añadir nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

¿Estás interesado en nuestros productos?

¡Ponte en contacto con nosotros y uno de nuestros asesores te informará sin compromiso!

Infórmate ahora!

Más de 7.000 referencias activas

Gracias a la mejora continua de los procesos de fabricación, la inversión constante en I+D y la relación con nuestros clientes

Customización en longitud

Posibilidad de customizar en longitud mesas, encimeras, módulos y estanterías. La adaptación perfecta para tu cocina

Expedición en 24 horas

Un automatizado sistema productivo, altamente eficiente y un amplio stock de referencias, nos permite ser los más rápidos del sector